La Autoridad de Estándares Publicitarios (ASA) informó que ha recibido más de 50 quejas sobre la campaña en redes sociales llamada “The Jacket”.

Zara enfrenta un llamado al boicot, tras el lanzamiento de su campaña publicitaria llamada “The Jacket”, la cual ha sido acusada de simular imágenes de lo ocurrido en Gaza debido a la guerra entre Hamás e Israel.

La multinacional española recibió las primeras quejas por parte de consumidores británicos, quienes al ver las fotografías en redes sociales vincularon las escenas con lo que está ocurriendo el Medio Oriente y acusaron a Zara de burlarse de los muertos en Gaza.

La Autoridad de Estándares Publicitarios (ASA, por sus siglas en inglés) informó que ha recibido más de 50 quejas sobre la campaña.

En las fotografías publicitarias aparece un modelo sosteniendo un maniquí envuelto en lo que parece ser plástico blanco, de fondo aparecen maderas tiradas, rocas, escombros, una maleta y algunos maniquíes incompletos.

En redes sociales denunciaron que el maniquí cubierto simula la tradicional “sábana mortuoria musulmana”. Además, destacan que en el fondo aparece un hueco en un cartón similar a la silueta del mapa de Palestina boca abajo.

Las protestas no solo ocurrieron a través de X, antes Twitter, si no que el pasado 11 de diciembre, manifestantes pro palestinos se presentaron en algunas tiendas de Zara con la boca tapada con una cinta y sosteniendo fotografías de las víctimas de la guerra y sábanas blancas.

Este martes, Zara anunció que ya ha retirado la campaña “The Jacket” de sus redes sociales con el fin de no ofender a nadie. 

“La campaña, que fue concebida en julio y fotografiada en septiembre, presenta una serie de imágenes de esculturas inacabadas en el estudio de un escultor y fue creada con el único propósito de mostrar vestimentas artesanales en un contexto artístico”, dice Zara en un comunicado en su cuenta de Instagram.

La empresa agrega que “desafortunadamente” algunos clientes se sintieron ofendidos porque vieron en esas imágenes “algo muy alejado de lo que se pretendió cuando fueron creadas”.

El comunicado no hace referencia a la guerra entre Israel y Hamas en Gaza, pero al mencionar las fechas en que se crearon y fotografiaron la imágenes cuestionadas queda claro que fue antes del estallido de la guerra entre Israel y Hamas a raíz de un ataque perpetrado el 7 de octubre en territorio israelí por el brazo armado del movimiento islamista.

A pesar de la explicación, una multitud de comentarios en las redes sociales siguen afirmado que las imágenes, recuerdan a los muertos en Gaza tras el bombardeo israelí que sucedió al ataque de Hamás en Israel el pasado 7 de octubre.

Algunos usuarios pedían el boicot a los productos de la marca española, integrada en el grupo Inditex.

El pasado noviembre, la compañía británica Marks & Spencer hubo de retirar un anuncio navideño después de que ASA recibiera 116 quejas también por su supuesta conexión con el conflicto.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here