Los detenidos participaron en una persecución y enfrentamiento con oficiales municipales

Cinco presuntos sicarios detenidos y dos uniformados lesionados es el saldo de una persecución y enfrentamiento entre policías de Escobedo, Nuevo León y miembros de un grupo delictivo con presencia nacional, este miércoles.

La Secretaría de Seguridad Ciudadana municipal informó que en labores de coordinación con el Ejército Mexicano, la Guardia Nacional y Fuerza Civil detuvieron anoche a cinco integrantes de un grupo delictivo con presencia nacional.

Los detenidos participaron en una persecución y enfrentamiento con oficiales municipales la cual inició alrededor de las 23:00 horas en Libramiento Noreste y Camino a las Pedreras y concluyó en un terreno por la Carretera a Santa Rosa, en Apodaca.

En las acciones, dos policías de Escobedo resultaron lesionados, uno por impacto de bala en una de sus manos y el otro por el choque de la patrulla que tripulaban al momento de la persecución.

Los sospechosos abandonaron la unidad en qué viajaban en el terreno y en ella encontraron chalecos antibalas y armas de alto poder, entre otros aditamentos.

La Secretaría de Seguridad Ciudadana desplegó hasta ese lugar su equipo de vigilancia aérea y a través de un dron, que cuenta con cámaras de sistema infrarrojo, se buscó a personas entre la oscuridad y la maleza.

Los elementos que resultaron lesionados fueron trasladados al hospital para su atención médica.

Los implicados fueron puestos a disposición de las autoridades por los delitos que les resulten.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here